35.2 C
Puente Genil
martes, junio 25, 2024

La Policía Local advierte del fraude de las «cartas nigerianas», funciona mediante el mail y sustraen cantidades de dinero

Un fraude por honorarios anticipados, también conocido como cartas nigerianas o fraude 419, es un tipo de estafa en el que la víctima está convencida de adelantar dinero a un extraño. En todas estas estafas, la víctima debe esperar que se le devuelva una suma de dinero mucho mayor. La víctima, por supuesto, nunca recibe nada de este dinero. A continuación te explicamos en qué consiste esta estafa, los tipos existentes, los riesgos de caer en ellas y cómo protegernos.

Un fraude por honorarios anticipados, también conocido como cartas nigerianas o fraude 419, es un tipo de estafa en el que la víctima está convencida de adelantar dinero a un extraño. En todas estas estafas, la víctima debe esperar que se le devuelva una suma de dinero mucho mayor. La víctima, por supuesto, nunca recibe nada de este dinero. A continuación te explicamos en qué consiste esta estafa, los tipos existentes, los riesgos de caer en ellas y cómo protegernos.

Los fraudes de cartas nigerianos combinan la amenaza del fraude de suplantación con una variación de un plan de tarifas anticipadas en el que una carta enviada por correo o email desde Nigeria ofrece al destinatario la “oportunidad” de compartir un porcentaje de millones de dólares que el autor, un autoproclamado funcionario del gobierno, está tratando de transferir ilegalmente fuera de Nigeria.

-

Se alienta al destinatario a enviar información al autor, como nombre del banco y números de cuenta, y otra información de identificación utilizando un número de fax que figura en la carta o la dirección de correo electrónico de respuesta proporcionada en el mensaje.

El plan se basa en convencer a una víctima dispuesta, que ha demostrado una “propensión al robo” al responder a la invitación, para enviar dinero al autor de la carta en Nigeria en varias entregas de cantidades crecientes por una variedad de razones.

El pago de impuestos, sobornos a funcionarios gubernamentales y honorarios legales a menudo se describen con gran detalle con la promesa de que todos los gastos se reembolsarán tan pronto como los fondos se retiren de Nigeria.

En realidad, los millones de dólares no existen, y la víctima finalmente termina solo con pérdidas. Una vez que la víctima deja de enviar dinero, se sabe que los perpetradores usan la información personal y los cheques que recibieron para hacerse pasar por la víctima, drenando cuentas bancarias y saldos de tarjetas de crédito.

7,034FansMe gusta
2,215SeguidoresSeguir

Últimas Noticias

error: El contenido está protegido